Si usted no es ciudadano de los Estados Unidos, y es arrestado, acusado de haber cometido un crimen, o si tiene un orden de arresto, es sumamente importante que su abogado tenga una comprensión plena y completa de cómo es que su caso penal le afectará su estado migratorio.

“La política de inmigración de los Estados Unidos le causa dolor y sufrimiento sin medida a millones de personas en nuestro país.   Buena gente de familia, adolecentes que han vivido todo su vida aqui, padres de hijos ciudadanos , y gente que trabaja duro y contribuye a nuestra sociedad son deportados por leves delitos o delitos cometidos décadas anteriores.  Yo entiendo el dolor y sufrimiento de la población inmigrante al tener que vivir con el temor constante de ser deportado.  Yo lucho por ellos para que puedan seguir con su vida en este país y para que se puedan eventualmente legalizar aquí.”  

–Martin Lijtmaer

Un abogado habilidoso con conocimiento del sistema migratorio luchará para ganar su casa criminal y a la vez, lo protegerá de las consecuencias adversas que podrá sufrir a lo largo del proceso, desde el momento del arresto, hasta la resolución de su caso.

Es de Suma Importancia que Contrate a un Abogado Inmediatamente

Una de las primeras preocupaciones de cualquier persona que ha sido arrestada (e inculpada) [o acusado] de un delito es salir de la cárcel. Esta preocupación puede aumentar si la persona no es ciudadano: Sólo el hecho de ser procesado en una cárcel del condado, aunque sea sólo por un delito menor, puede resultar en un “immigration hold” (retención inmigratorio) y procedimientos de deportación.

Una vez que una persona recibe una retención inmigratorio no se le permite la salida de la cárcel, ni aunque el acusado pague fianza o venza las acusaciones penales que ha enfrentado. En vez de quedar libre de custodia, tal persona será transferida a un centro de detención de migración, para que un Juez de Migración vea el caso. Si usted no tiene los documentos requeridos, probablemente será deportado.

Por éstas razones, es de suma importancia que consulte un abogado de defensa criminal inmediatamente para hacer los arreglos necesarios para proteger sus derechos y evitar una retención inmigratorio.   La clave es actuar de manera rápida para que no lo procesen en una cárcel del condado donde revisarán su estatus inmigratorio.

En la firma LIJT LAW, nosotros haremos todos los arreglos para que pueda salir en liberad directamente de la jefatura de policía local o del juzgado, antes de que sea transferido a la cárcel del condado. Aunque usted esté indocumentado , esta táctica efectivamente lo mantendrá en el país hasta que se resuelva su caso criminal.

Un Abogado que Entiende la Ley de Inmigración peleará para protegerlo de consecuencias migratorias.

Si usted evita la cárcel y una retención inmigratorio en el comienzo del proceso, igualmente tendrá que pelear las acusaciones penales en su contra. La resolución de su caso penal puede resultar en consecuencias inmigratorias serias. Por ejemplo, una declaración de culpabilidad, o un pronunciamento de culpabilidad por un Juez o juzgado, tendrá seguramente consecuencias migratorios. También, es importante saber que hay ciertos delitos que, según la Ley Federal, automáticamente resultarán en procedimientos de deportación y que prohibiría el ingreso a los Estados Unidos en el futuro. Entre éstos delitos se encuentran: delitos de violencia, delitos por drogas, fraude, y delitos de hurto y robo, tanto como delitos sexuales.  Para poder evitar estas consecuencias migratorias, usted tiene que ganar su caso, o negociar una declaracion de culpabilidad con la Fiscalía teniendo en cuenta su estado migratorio, para evitar una retención inmigratorio y procedimientos de deportación.

Aunque usted haya sido condenado de un delito, puede que todavía haya esperanza.

Si usted ya ha sido condenado de un delito que afecta negativamente su estado migratorio, aún queda esperanza. Es posible modificar o anular una condena previa para evitar las perjudiciales consecuencias migratorias.  Hay varios mecanismos legales y argumentos que puedan exitosamente modificar sus condenas previas. Por ejemplo, podemos argumentar frente a un Juez que su abogado anterior no le aconsejó correctamente sobre las consecuencias migratorias que sufriría al declararse culpable a una acusación penal, y como resultado, usted aceptó un convenio declaratorio sin realmente estar  informado de aspectos esenciales de su caso. Otra técnica, es reducir una condena previa de delito mayor a una de delito menor. Hasta en casos donde no hay un mecanismo técnico para cambiar su declaración previa, podemos igualmente presentarle al Juez la justificación que es “en el interés de la justicia”, cambiar su condena previa de manera que usted pueda permanecer en los Estados Unidos.

Un consejo práctico: Es mucho mas fácil evitar las consecuencias negativas migratorias al comienzo de su caso, que luego tratar de convencer al Juez que modifique o cambie una condena previa después que su caso haya concluido. Por esta razón, recomendamos que contrate un abogado ni bien que usted o su ser querido es arrestado o esté bajo investigación por haber cometido un delito.

Entendemos lo Doloroso que una Deportación Puede ser para Usted, su Familia y Nuestra Comunidad.

Déjenos ayudarlo a usted a proteger su situación inmigratoria y prevenir la pesadilla de una deportación que pudiese ocurrir como resultado de su arresto o procesamiento penal.  Contacte LIJT LAW ahora para una consulta gratis a 323 379-5458